Buscar
  • IESPE

La retroalimentación: clave en el aprendizaje a distancia

Particularmente en este año difícil, brindar retroalimentación clara es clave para ayudar a los estudiantes a alcanzar sus metas de aprendizaje.


A medida que los educadores se enfrentan a las complejidades de gestionar la educación en línea y el distanciamiento social, a menudo la conversación gira inmediatamente hacia la tecnología y la adaptación de la pedagogía. Tiene sentido que todos estemos luchando para dominar las estrategias de participación que aprovechan las herramientas en línea (son cruciales para la instrucción diaria), pero las conversaciones sobre la importancia de la retroalimentación a menudo se pierden en la confusión.



Particularmente cuando muchos de nosotros estamos físicamente aislados de nuestros estudiantes, necesitamos incorporar una retroalimentación constante, consistente y significativa en nuestra enseñanza. No importa cuál sea el entorno, la comunicación constante con nuestros estudiantes sobre lo que deben aprender, qué tanto dominan los contenidos y cómo continuar progresando es clave para su éxito pero, en este momento, debemos hacer un esfuerzo adicional al asegurarnos de que esas conversaciones no se queden en el camino.


CÓMO ES UNA BUENA RETROALIMENTACIÓN


La retroalimentación puede tomar una multitud de formas (comentarios, redirección, estímulo, información crítica), pero sólo es buena si sabemos que los estudiantes la están recibiendo, si tiene un impacto en ayudarlos a alcanzar sus metas.

La buena retroalimentación es clara y concisa; para que sea eficaz, nunca debemos dejar a los niños adivinando dónde están, hacia dónde van y cómo llegarán al resultado del aprendizaje. Esto requiere que nosotros, como educadores, tengamos una comprensión clara del objetivo al que queremos que lleguen los estudiantes y cómo llegarán allí.


Por ejemplo, a medida que los alumnos de preescolar, primero y segundo grados aprenden a escribir, las expectativas y la retroalimentación cambian. Los comentarios que le hacemos a un alumno de preescolar son diferentes de los que le brindamos a uno de primer grado porque tenemos una comprensión clara de los objetivos que deben alcanzar.


Especialmente en el nivel de primaria, una buena retroalimentación debe ser fácil de comprender. Debemos utilizar un vocabulario que los estudiantes entiendan y proporcionarla en un formato que puedan interpretar fácilmente. Por ejemplo, si un alumno tiene dificultades para leer, al darle comentarios por escrito tenemos que dar un paso adicional para asegurarnos de que pueda leerlos y entenderlos.


INTEGRAR LA RETROALIMENTACIÓN EN EL PROCESO DE APRENDIZAJE


En el aprendizaje, un enfoque sistemático debe generar retroalimentación que sea oportuna, auténtica y consistente. Los estudiantes no deberían tener que esperar a obtener una mala calificación para darse cuenta de que tienen dificultades con un concepto; deben saberlo tan pronto como veamos evidencia de ello para que podamos corregir, apoyar y reorientar a los alumnos.


Si utilizamos la retroalimentación de manera oportuna y consistente, el resultado de una evaluación no debería sorprendernos y tampoco a los estudiantes. La retroalimentación constante y de apoyo es fundamental para asegurarnos de que ellos sepan dónde están, qué necesitan y hacia dónde se dirigen, no sólo por transparencia, sino también para que puedan apropiarse del proceso de aprendizaje.


La retroalimentación juega un papel importante después de realizar evaluaciones formativas y sumativas. A menudo escucho discusiones sobre cuántos puntos debería valer algo, en lugar de preguntarnos qué retroalimentación daremos si los estudiantes no logran responder una pregunta o desarrollar una tarea. Nuestro enfoque y objetivo debe ser que los estudiantes continúen progresando en el proceso de aprendizaje y ellos no aprenden de una evaluación, sino de la retroalimentación que les damos.


El valor de una tarea es tan significativo como la retroalimentación que se proporciona. Nos esforzamos mucho para que se asigne el trabajo "suficiente" y crear actividades atractivas para nuestros estudiantes, pero nos olvidamos de proporcionar comentarios sobre el trabajo asignado. No podemos perder de vista la importancia de brindar comentarios puntuales y específicos, especialmente cuando es posible que no tengamos a los alumnos frente a nosotros.


APROVECHAR LA RETROALIMENTACIÓN PARA HACER QUE LAS CALIFICACIONES SEAN SIGNIFICATIVAS


Tengo que ser honesto aquí: soy un poco escéptico sobre la eficacia de las calificaciones en todo el sistema educativo. Dicho esto, creo que las calificaciones tienen un propósito y pueden ser constructivas si se complementan con retroalimentación.


La calificación que recibe un estudiante debe comunicar el nivel de dominio que tiene de un concepto en particular y debe significar lo mismo para todos (estudiantes, padres y maestros). Pero si queremos que las calificaciones reflejen realmente lo que los estudiantes saben y son capaces de hacer, deberíamos aprovechar la retroalimentación desde el principio; guiarlos con comentarios claros, concisos y oportunos todo el tiempo, alertarlos sobre los ajustes que deben hacer para avanzar hacia el nivel de dominio que se espera que alcancen. Si usamos la retroalimentación de esa manera, entonces la calificación se vuelve sumativa y colectiva, incluso holística. Sin comentarios integrados en el camino, las calificaciones no son realmente significativas para nadie.


Al final, cuando aprovechamos la retroalimentación como fuerza impulsora para hacer avanzar a los estudiantes en el aprendizaje, nuestras conversaciones con ellos se transforman de evaluaciones en el espejo retrovisor a planes proactivos para los próximos pasos. Cambiamos la atención de nuestros estudiantes para que no estén preocupados sobre cuántos puntos vale algo y, en cambio, piensen cómo corregir errores de manera duradera y forjar un camino a seguir. Cuando adoptamos este enfoque, nuestras conversaciones cambian de "¿Cuál es la mejor manera de hacer esto en línea?" a "¿Cómo puedo hacer mejor esta retroalimentación?



Fuente original: redmagisterial.com


465 vistas

Entradas Recientes

Ver todo